Mediación Familiar

Se trata de un proceso en el que las parejas solicitan la intervención de una tercera persona, llamada mediador/a, con la finalidad de llegar a acuerdos que les permitan reorganizar su relación como padres/madres y tomar decisiones respecto a sus hijos/as.

Ventajas de la Mediación Familiar

  • Connector.

    Comunicación neutral y confidencial

    Ofrece un espacio de comunicación neutral y confidencial, en el que padres/madres aprenden a negociar y buscar acuerdos sobre su organización familiar.

  • Connector.

    Equilibrio para la familia

    Se convierte en un puente de comunicación que ofrece equilibrio a la familia.

  • Connector.

    Propias decisiones

    En el espacio de mediación, los progenitores tiene la oportunidad de tomar sus propias decisiones con respecto al futuro de sus hijos/hijas, al contrario de lo que sucede en un procedimiento judicial en el que las decisiones las toma una tercera persona.

  • Connector.

    Soluciones más beneficiosas

    En el proceso de mediación, no hay ganadores ni perdedores sino que la persona mediadora ayuda a los progenitores a encontrar las soluciones más beneficiosas para toda la familia. Las relaciones cambian, la familia continua.

Características de la Mediación Familiar

  • Connector.

    Reduce el riesgo de que los progenitores utilicen a hijos e hijas como moneda de cambio

  • Connector.

    Previene posibles respuestas negativas en las/los hijas/os posteriores a la separación

  • Connector.

    Fortalece la coparentalidad de cara a cualquier decisión futura sobre la vida de los hijos/as

  • Connector.

    Previene posibles situaciones de conflicto futuras

  • Connector.

    Permite a los progenitores centrarse en las necesidades de sus hijos/as

  • Connector.

    Ofrece un acuerdo adaptado a las necesidades particulares de cada familia. Familias diferentes, acuerdos diferentes

  • Connector.

    Disminuye el coste emocional del proceso de separación

  • Connector.

    Ahorra tiempo y dinero